miércoles, 24 de marzo de 2010

Entendimiento y Racionalidad

Si hay algo complicado, extremadamente complicado, me atrevo a nombrar el entendimiento, la acción de entender. Entender abarca tantos aspectos de nuestra vida. Tal es así que serían innumerables los ejemplos a nombrar... Es complicado entender, principalmente donde la diversidad reina... cómo comprender lo que es diferente a nosotros... En muchas charlas proponemos un modelo de entendimiento, efectivo para algunos, defectivo para otros. Cómo simplificar el entendimiento a un solo punto totalmente objetivo, y, de hecho sin caer en la intrínseca subjetividad... Desde el momento que hay subjetividad, hay diversidad, y la objetividad cae en un pozo ciego, donde difícilmente puede rescatarse, pero por supuesto, no podemos aplicar esta idea a todas las formas de entendimiento. La lógica supongo que sería una forma o modelo de entendimiento relativamente objetivo, por nombrar alguno. El entender es característica intrínseca de la racionalidad. Muchos autores consideran la racionalidad como distintivo con respecto a los animales. La racionalidad científica que deriva de la racionalidad humana y no a la inversa nos enseña cómo entender o leer muchos aspectos de la realidad. En este aspecto la racionalidad sería un proceso indiscutiblemente dinámico, que se encuentra afectado por el famoso zeitgest, es decir, todo aquello que sea ajeno a la teoría... todo se enmarca en un contexto y ese contexto genera cierta influencia... entonces vemos como la objetividad se ve inundada por diversos aspectos y vemos que lo que parecía estático muta, independientemente de la voluntad de uno mismo...
Por otro lado, por más que el entendimiento sea algo cotidiano también, nunca hay que subestimarlo, pues puede generar simpatías así como también antipatías, pues las relaciones utópicamente armoniosas se generan a partir de compartir de manera sustancial un determinado tipo de entendimiento. Aquello que parece simple puede resultar sumamente complicado, pues es sólo un pequeño límite el que separa la simplicidad de la complejidad...
 
Romina Oronel (emilseoro2009@hotmail.com)

miércoles, 3 de marzo de 2010

Qué Misterio Ocultas?

La riqueza de la vida conlleva un gusto muy dulce gracias al misterio que resguarda. La metafísica investiga, saca sus propias conclusiones, pero ¿hasta qué punto podrías creer? Me resulta innegable suponer que todo lo existente e inexistente se traduce en una cuestión de fe o de creer, independientemente de la creencia religiosa, independientemente del ateísmo que invada cualquier corazón. Si bien el ateo no cree en algo como Dios, cree en una cuestión un tanto materialista, pues supongo que no tiene otro camino que aferrarse a lo observable, por lo tanto a lo científico y a la conducta de la propia naturaleza. Pero no solamente se trata de lo observable sino también de confiar en lo que los sentidos dicen. Pues bien como dicen algunos autores no se puede comprobar con total certeza la veracidad de lo que percibimos ya que se tiende un velo entre el sujeto y el objeto, debido, por supuesto a la estructura de la misma mente. ¡Cómo negar que nos relacionamos de manera indirecta con el mundo! A través de símbolos así como también interpretando los estímulos en bruto. No tenemos el poder suficiente para juzgar con total certeza lo que ha decidido creer una persona, pues todo evoluciona, todo se modifica. El mundo no yace estanco mirando fijo el horizonte. Somos parte de la naturaleza, nuestro cerebro es el tesoro más preciado, más complejo que podemos encontrar, mientras más complejo, más diverso. Difícil, la posibilidad de apelar a la unicidad de pensamiento. No creas ciegamente, no te entregues sin analizar, tampoco niegues encerrando tu conocimiento en una caja de cristal, aprende a ser crítico, aprehende de la diversidad, pues muchos misterios no se han resuelto. Sólo el tiempo decidirá revelar o no verdades y del ingenio que tenga el mismo hombre de llegar. Dios no juega a los dados (Einstein) sino a las escondidas (Woody Allen).

Romina Oronel (emilseoro2009@hotmail.com).

Mi música!

Algo de mi música (y con amigos). Lo seleccionado desde 2004 hasta 2010. ;)

Buscá...

Buscá y encontrá lo que quieras en alguno de mis espacios (La Mezcolanza, C^2 ó mi canal en Youtube) o en alguno de los sitios amigos.

Posts recientes

Contate algo...